Hedge funds anticipan un segundo trimestre duro para la banca en Bolsa

Hedge funds anticipan un segundo trimestre duro para la banca en Bolsa

Los fondos suben las posiciones cortas en las dos grandes entidades y alcanzan máximos del año en Bankia y CaixaBank

Image result for ibex bolsa

Las grandes gestoras internaciones rotan sus carteras con el comienzo de cada nuevo trimestre. Cada ciclo de tres meses es un momento propicio para dar entrada a nuevas compañías, para reducir posiciones en aquellas que no han cumplido las expectativas o para subir o mantener la apuesta en los valores en los que advierten que hay potencial alcista… o bajista. La banca española viaja en este último vagón.

Los ‘hedge fund’, que hasta la primera quincena de marzo habían parado las máquinas en el sector financiero en plena corrección en Bolsa (los seis bancos del Ibex 35 pierden una media del 2,2% en 2018), han pasado de nuevo al ataque. En las dos últimas semanas han subido sus posiciones cortas hasta máximos del año en Bankia y CaixaBank y, de la mano del mayor ‘hedge’ del mundo, Bridgewater, vuelve a subir la apuesta bajista sobre los dos grandes bancos españoles.

Por lo tanto, han decretado el final de la tregua atacando a los cuatro mayores bancos españoles por capitalización bursátil. Y lo han hecho con subidas significativas de las posiciones bajistas que anticipan un segundo trimestre duro para el sector financiero que, según las previsiones de los grandes fondos especulativos, llevará las cotizaciones hasta nuevos mínimos del año 2018.

El movimiento más significativo se ha producido en CaixaBank. La entidad que preside Jordi Gual no está entre las más atacadas del sector, pero los ‘hedge’ han subido sus posiciones cortas hasta el nivel más alto del año. Lo más significativo es que se rompe una cadena de seis meses (desde octubre de 2017) en la que las posiciones cortas no se movían del nivel del 0,29%. Ahora avanzan cerca de un 38% hasta el 0,40%.

Un caso muy distinto es el de Bankia. Primero porque lo ha hecho mucho peor en Bolsa que CaixaBank (el banco participado por el Estado perdió un 8,7% en el primer trimestre frente al descenso mínimo del 0,44% del catalán) y, en segundo término, porque no ha dejado de ser en los últimos trimestre el banco más perseguido por los inversores bajistas. Ahora suben su apuesta por encima del 4%, el nivel más alto desde diciembre del año pasado.

Los dos grandes

Los dos gigantes bancarios españoles también vuelven al punto de mira. En este caso, del mayor ‘hedge’ del mundo, Bridgewater, que han amasado una gran plusvalía desde que desembarcó en su capital en plena temporada de resultados del sector, antes del comienzo de la gran corrección general del sector. Un proceso que ha continuado en la primera sesión de abril, en la que la banca ha doblado la caída media del Ibex con un descenso medio del 1% de los seis grandes.

Tanto en Santander como en BBVA, las posiciones cortas han saltado un 25% hasta el 0,71% en los dos casos. Es especialmente llamativo el caso del banco que preside Francisco González, en que los tres primeros meses del año se llevó la peor parte en el parqué con un gran caída cercana al 10% (BBVA es el quinto banco más castigado de Europa en 2018). No obstante, los ‘hedge’ siguen apretando el acelerador. De momento, al menos a corto plazo, no prevén reacción alguna del sector en Bolsa.

Expansión.

Comments

comments

Image result for ibex bolsa

Las grandes gestoras internaciones rotan sus carteras con el comienzo de cada nuevo trimestre. Cada ciclo de tres meses es un momento propicio para dar entrada a nuevas compañías, para reducir posiciones en aquellas que no han cumplido las expectativas o para subir o mantener la apuesta en los valores en los que advierten que hay potencial alcista… o bajista. La banca española viaja en este último vagón.

Los ‘hedge fund’, que hasta la primera quincena de marzo habían parado las máquinas en el sector financiero en plena corrección en Bolsa (los seis bancos del Ibex 35 pierden una media del 2,2% en 2018), han pasado de nuevo al ataque. En las dos últimas semanas han subido sus posiciones cortas hasta máximos del año en Bankia y CaixaBank y, de la mano del mayor ‘hedge’ del mundo, Bridgewater, vuelve a subir la apuesta bajista sobre los dos grandes bancos españoles.

Por lo tanto, han decretado el final de la tregua atacando a los cuatro mayores bancos españoles por capitalización bursátil. Y lo han hecho con subidas significativas de las posiciones bajistas que anticipan un segundo trimestre duro para el sector financiero que, según las previsiones de los grandes fondos especulativos, llevará las cotizaciones hasta nuevos mínimos del año 2018.

El movimiento más significativo se ha producido en CaixaBank. La entidad que preside Jordi Gual no está entre las más atacadas del sector, pero los ‘hedge’ han subido sus posiciones cortas hasta el nivel más alto del año. Lo más significativo es que se rompe una cadena de seis meses (desde octubre de 2017) en la que las posiciones cortas no se movían del nivel del 0,29%. Ahora avanzan cerca de un 38% hasta el 0,40%.

Un caso muy distinto es el de Bankia. Primero porque lo ha hecho mucho peor en Bolsa que CaixaBank (el banco participado por el Estado perdió un 8,7% en el primer trimestre frente al descenso mínimo del 0,44% del catalán) y, en segundo término, porque no ha dejado de ser en los últimos trimestre el banco más perseguido por los inversores bajistas. Ahora suben su apuesta por encima del 4%, el nivel más alto desde diciembre del año pasado.

Los dos grandes

Los dos gigantes bancarios españoles también vuelven al punto de mira. En este caso, del mayor ‘hedge’ del mundo, Bridgewater, que han amasado una gran plusvalía desde que desembarcó en su capital en plena temporada de resultados del sector, antes del comienzo de la gran corrección general del sector. Un proceso que ha continuado en la primera sesión de abril, en la que la banca ha doblado la caída media del Ibex con un descenso medio del 1% de los seis grandes.

Tanto en Santander como en BBVA, las posiciones cortas han saltado un 25% hasta el 0,71% en los dos casos. Es especialmente llamativo el caso del banco que preside Francisco González, en que los tres primeros meses del año se llevó la peor parte en el parqué con un gran caída cercana al 10% (BBVA es el quinto banco más castigado de Europa en 2018). No obstante, los ‘hedge’ siguen apretando el acelerador. De momento, al menos a corto plazo, no prevén reacción alguna del sector en Bolsa.

Expansión.

Comments

comments