Bolivia: Producción de Sábalo y San Alberto cae hasta 48%

Bolivia: Producción de Sábalo y San Alberto cae hasta 48%

Dicen que todo es problema de precios, pero durante años manejaron YPFB pésimamente y no hubo inversión alguna en exploración siquiera

Entre 2014 y 2017, la producción de gas natural de San Alberto y Sábalo, dos de los tres megacampos más importantes de  Tarija, disminuyó  hasta el 48%, de acuerdo con un reporte de la Secretaría de Hidrocarburos de la Gobernación tarijeña.

La extracción promedio de Sábalo bajó  de 18,18 millones de metros cúbicos día (MMmcd), registrados durante 2014, a 13,89 MMmcd, en 2017, lo que significó un descenso del 23,6% (ver gráfica).

Mientras que San Alberto, el megacampo que puso a Bolivia en el mapa gasífero internacional, descendió de 9,08 MMmcd a 4,68 MMmcd, en el periodo citado, es decir una caída del 48%.

A diferencia de los dos anteriores, el megacampo Margarita incrementó su extracción de 10,01 MMmcd a 11,39 MMmcd, un aumento del 12%, según el informe departamental.

Este medio informó el viernes que la producción de gas del principal departamento productor del país, Tarija, alcanzó un pico de 41,61 MMmcd en 2014, y disminuyó a 32,45 MMmcd en 2017, un 22% menos, según datos de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH). Expertos atribuyeron la baja a la declinación de los campos en esa región.

Sobre el tema, Mauricio Lea Plaza,  asambleísta departamental de Tarija,  alertó que la baja es irreversible y no se puede cambiar;  en consecuencia,  eso tendrá un efecto negativo a largo plazo en la economía del departamento.

Según el representante,  desde mediados de 2014, Tarija ha sufrido un descenso en los ingresos que percibe por la renta petrolera por efecto del precio del petróleo. Ahora prevén efecto negativo por la caída de la producción.

Por ejemplo, los ingresos de la región descendieron de 3.981,6 millones de bolivianos en 2014 a   2.799,6 millones de bolivianos  en 2015 y a 1.500 millones de bolivianos en 2016 y hasta   1.144,8 millones de bolivianos en 2017.

Lea Plaza explicó que la disminución se sintió por efecto de la caída del precio del petróleo desde más de 100 dólares a 26 dólares entre 2014  y 2016  que afecta a la cotización del gas natural que exporta Bolivia a Argentina y Brasil.

En noviembre de 2016, el  ministro de Hidrocarburos, Luis Sánchez, aseguró que San Alberto y Sábalo producirán gas natural durante 12  y 20 años más, respectivamente. “Tenemos proyectado que el campo Sábalo produzca hasta  2036 y San Alberto  12 años más (2030). Hemos puesto un sistema de compresión en ambas plantas para mantener un plateau (nivel de producción) para que su explotación sea razonable”, dijo entonces.

Las reservas de gas natural de San Alberto fueron descubiertas en 1990, mientras que las de Sábalo en 1998 y desde entonces fueron el sostén de la economía regional y nacional.

Página Siete.

Comments

comments

Entre 2014 y 2017, la producción de gas natural de San Alberto y Sábalo, dos de los tres megacampos más importantes de  Tarija, disminuyó  hasta el 48%, de acuerdo con un reporte de la Secretaría de Hidrocarburos de la Gobernación tarijeña.

La extracción promedio de Sábalo bajó  de 18,18 millones de metros cúbicos día (MMmcd), registrados durante 2014, a 13,89 MMmcd, en 2017, lo que significó un descenso del 23,6% (ver gráfica).

Mientras que San Alberto, el megacampo que puso a Bolivia en el mapa gasífero internacional, descendió de 9,08 MMmcd a 4,68 MMmcd, en el periodo citado, es decir una caída del 48%.

A diferencia de los dos anteriores, el megacampo Margarita incrementó su extracción de 10,01 MMmcd a 11,39 MMmcd, un aumento del 12%, según el informe departamental.

Este medio informó el viernes que la producción de gas del principal departamento productor del país, Tarija, alcanzó un pico de 41,61 MMmcd en 2014, y disminuyó a 32,45 MMmcd en 2017, un 22% menos, según datos de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH). Expertos atribuyeron la baja a la declinación de los campos en esa región.

Sobre el tema, Mauricio Lea Plaza,  asambleísta departamental de Tarija,  alertó que la baja es irreversible y no se puede cambiar;  en consecuencia,  eso tendrá un efecto negativo a largo plazo en la economía del departamento.

Según el representante,  desde mediados de 2014, Tarija ha sufrido un descenso en los ingresos que percibe por la renta petrolera por efecto del precio del petróleo. Ahora prevén efecto negativo por la caída de la producción.

Por ejemplo, los ingresos de la región descendieron de 3.981,6 millones de bolivianos en 2014 a   2.799,6 millones de bolivianos  en 2015 y a 1.500 millones de bolivianos en 2016 y hasta   1.144,8 millones de bolivianos en 2017.

Lea Plaza explicó que la disminución se sintió por efecto de la caída del precio del petróleo desde más de 100 dólares a 26 dólares entre 2014  y 2016  que afecta a la cotización del gas natural que exporta Bolivia a Argentina y Brasil.

En noviembre de 2016, el  ministro de Hidrocarburos, Luis Sánchez, aseguró que San Alberto y Sábalo producirán gas natural durante 12  y 20 años más, respectivamente. “Tenemos proyectado que el campo Sábalo produzca hasta  2036 y San Alberto  12 años más (2030). Hemos puesto un sistema de compresión en ambas plantas para mantener un plateau (nivel de producción) para que su explotación sea razonable”, dijo entonces.

Las reservas de gas natural de San Alberto fueron descubiertas en 1990, mientras que las de Sábalo en 1998 y desde entonces fueron el sostén de la economía regional y nacional.

Página Siete.

Comments

comments